VOLVER A HOME

 
 
   
 

Ʊ MASTER CARLOS HERNANDEZ

 
 
 
   
 

Así comenzó esta historia

La primera disciplina de contacto con la que se familiarizó el maestro Carlos Valentín Hernández
fue el boxeo, su Padre, don Víctor Crespín Hernández, había sido boxeador profesional y campeón
profesional en la Provincia de Entre Ríos. Él formaba parte de una familia de boxeadores apodados
LAROSA, también se destacó en lucha libre, siendo uno de los luchadores que participó de los shows
de Titanes.

Don Hernández padre fue quién motivó a su hijo a entrenar y luchar con dedicación y esmero, siendo
él mismo su entrenador puesto que Carlos era muy tímido y sumiso, lo que le producía problemas a la
hora de socializarse con chicos de su edad.  Por otro lado, Víctor deseaba que su hijo tuviera las armas
necesarias para defenderse de la inseguridad. 

 A los 11 años, Carlos motivado por las películas de Bruce Lee  y de artes marciales se reunía con sus
amigos en una plaza de bajo Flores para practicar técnicas de combate, incluyendo patadas, golpes de
rodilla, codo, entre otras técnicas.

Uno de esos días, un joven practicante avanzado de Karate Do, al observar el entusiasmo y la dedicación
que el grupo de amigos mostraba, se acercó y les propuso iniciarse en la práctica de este arte marcial.
Carlos y sus amigos decidieron aprovechar la oportunidad y juntar el dinero que pudieran entre todos y
así poder comenzar a practicar arduamente en la plaza con el joven profesor. A partir de ese momento, acrecienta en él el amor incondicional por las artes marciales.

Un día cuando Hernández regresaba de una ardua jornada laboral, accidentalmente, como si hubiese
sido un capricho del destino,  sube equivocadamente a otro colectivo, el cual lo lleva a Parque Patricios,
en dónde casualmente Carlos descubre un gimnasio, sin dudar, bajo del colectivo y presenció una clase
completa de lo que hasta ese momento él no conocía y sin embargo sería su más grande pasión.
Sintió una enorme emoción al observar a todos aquellos alumnos de kimono blanco. Ese mismo día se
anotó y muy pronto se encontró participando de esas clases. Algo anecdótico…
lleno de emoción y euforia, Carlos se apresuró a comprar su equipo, sin saberlo, lo que había
adquirido no era exactamente un kimono de TAEKWONDO, sino que se trataba de un equipo de JUDO.

Según las propias palabras del maestro Carlos Valentín Hernández:

                “No fue fácil llegar a ser un artista marcial, tenía que complementar mis horarios con
los estudios y el trabajo, como practicante no era uno de los más destacados, ya que era muy duro
para captar las formas y no tenía mucha elasticidad, recuerdo que había días en los que me costaba
subir al ómnibus por los dolores musculares y por las exigencias que me ponía a mi mismo para lograr
mejorar mis patadas y técnicas de Taekwondo día a día. Era tanta la pasión por este arte que por más
difícil y exigente que este fuera, no podía desistir; recuerdo a compañeros como Ceballos y Curtos,
entre otros, con quienes nos dábamos aliento mutuamente todo el tiempo”.
       

El maestro descubrió su vocación de docente de las artes marciales cuando era apenas cinta verde.

Un día su profesor de artes marciales no pudo acudir a la clase por razones particulares, siendo Carlos
el más avanzado del Dojang en ese momento, recayó en él la gran responsabilidad de cubrir a su
maestro en dicha ocasión. Probablemente ese día, surgió en el su vocación por la enseñanza de las
artes marciales.

                “Doy gracias a Dios por haberme dado esta gran posibilidad, la de descubrir al TAEKWONDO y     hacerla parte de mi vida”. Fueron las palabras del maestro a recordar esa anécdota.

Con el tiempo crecería  su vocación, al punto de traspasar las paredes de su Dojang, para convertirse
en uno de los grandes exponentes en las disciplinas marciales, fomentando en todo momento la pasión
y el espíritu en todos sus alumnos.

A los 18 años incursiona en el full Contact, logrando su cinta negra en esta disciplina, sus primeros
pasos en la docencia fueron dedicadas paralelamente en estas dos disciplinas, obteniendo indiscutidamente
un gran éxito dentro del TAEKWONDO. En el año 1985 formó la Asociación Taekwondo Espíritu Indomable
de La Matanza.  En la actualidad el Master Carlos V. Hernández es Presidente de tres entidades muy
importantes.

UIAMA Unión Internacional de Artistas Marciales de America, conformada hoy por más de 16 países

www.uiamainternacional.com.ar 

ATEIM Argentina Taekwondo Espíritu Indomable de La Matanza, con más de 340 danés graduados
en su escuela

www.taekwondoateim.com.ar  

ESKBT Escuela Superior de Kick Boxing & Taekwondo encabezada por sus tres hijos Diego, Daniel y
Javier destacados competidores de distintas disciplinas. www.taekwondoateim.com.ar

El maestro C. Hernández ha trabajado y compartido importantes jornadas marciales con grandes
exponentes de las artes marciales, como Oscar Prado, Roberto Lira, Rogelio Viñas, Norberto Puig,
Barrientos Gustavo, Han Kwan Kim,  Jeo Ji Kim, Bill Wallace, Benny Urquidez, Rolker Gracie,
Héctor Echavarría y Daniel Lucena  entre otros grandes.

Muchos de ellos han aportado mucho al crecimiento y desarrollo marcial tanto en lo personal como
en lo institucional.Un agradecimiento muy especial al Master Oscar Tajes quien fuera el que lo guiara
en sus primeros pasos dentro del Taekwondo.

El maestro Hernández tubo la  suerte además de conocer personalmente a  los que hoy son grandes
leyendas marciales como los maestros  Franco Páez, Roque Barreto, Pedro Pérez, Edmundo Escobar 
que siempre guardará en su corazón junto al recuerdo de un maravillosa amistad compartida,
habiendo recibido de ellos importantes consejos que aportaron mucho a su crecimiento como profesional.

Podemos decir que el Maestro Hernández Carlos ha tomado con mucha seriedad la disciplina de las artes marciales, puesto que le ha dedicado casi toda su vida en esta gran pasión.

Hoy es uno de los Maestros más reconocidos y prestigiosos del ambiente marcial ganando su
reconocimiento por su excelente trayectoria como atleta y entrenador.

Curriculum:

  • Ha participado como atleta y Arbitro en competencias en: Estados Unidos, Chile, Brasil, Ecuador,
    Uruguay, Paraguay, México, Argentina, en modalidades como: Taekwondo –
    Judo – Jiu Jitsu – Full Contact – Abiertos Marciales.
  • Es organizador de eventos marciales de grandes trascendencias como Mundiales Open,
    Panamericanos, Sudamericanos
  • Ha dictado seminarios en Argentina, Brasil, Chile, Uruguay, México, Ecuador, Paraguay,  
    Perú entre otros lugares.
  • Ha visitado la cuna del Taekwondo recibiendo clases de perfeccionamiento en Seúl Corea.
  • Es miembro fundador de UIAMA Unión Internacional de Artistas Marciales de America entidad
    la cual hoy esta formada por más de 16 países, en su actualidad Presidente de dicha entidad.
  • Reconocido por la Secretaría de Deportes de La Nación en La Copa MERCOSUR 1998
  • Entrenador del equipo declarado de interés municipal de La Matanza 1999
  • Premio Artista Marcial 2001
  • Ganador del Premio al mejor entrenador y al mejor equipo de competencia del Matanza
    de oro, Premio que otorga la Sub Secretaría de Deportes de La Matanza en 2002.
  •  Nombrado como Celebridad deportiva por la Revista Judo Karate 2003
  • Galardonado en reiteradas oportunidades por Maestros y organizadores de eventos marciales
    en Argentina y otros Países como Paraguay, Chile, Brasil, Uruguay, Ecuador, Estados Unidos,
    México y Corea.

Actualmente ha logrado formar una gran familia de competidores de TAEKWONDO, ATEIM, de la cual
cada día esta más orgulloso por la calidad humana que poseen sus miembros tanto antiguos como
iniciantes en las artes marciales, formando excelentes profesores tanto académica como moralmente.

Lo mas lindo de esta historia, es que hoy, los que una vez comenzaron como niños a practicar
TKD ATEIM, son los pilares más importantes de la Escuela, sus hijos Diego, Daniel y Javier Hernández,
 Cárdenas Romina, Peralta Luis, Chávez Nélida, Abatedaga Mónica, Mena Rubén, Torres Alejandro,
Castellano José, Hernández Alejandro  y Carrizo Alberto; eso es algo de lo que cualquier ser humano
 puede sentirse totalmente orgulloso y es así como se siente el Kwan Yan Nim Carlos Valentín Hernández. 

                “Lo más importante es que hoy son ellos dueños de nuevas historias, son ellos los nuevos
ejemplos a seguir .Estoy seguro que todos ellos tienen la capacidad necesaria para  formar excelentes
personas, alumnos, competidores.”

TAEKWONDO ATEIM “ Espíritu Indomable”  desde 1985.

 

  Historia en fotos
   
 
   
   
 
 

Copyright Taekwondo Ateim 2013 / Sede Central 
AZURDUY JUANA 5420 ISIDRO CASANOVA LA MATANZA -
BUENOS AIRES ARGENTINA 
Teléfonos: (00+54) (011) 46260674 / (011) 1544176324   
info@taekwondoateim.com.ar